21 jun. 2013

Te toca pagar la cuenta

Sudor interior,
un bloque de hielo entre tu y yo
no hables de lo que se siente con la intuición
que si le di la espalda a la conciencia
fue por que así era mas divertido el amor.

Toques atrevidos,
recibir caricias de personas que he conocido,
ser la infantil que me he concedido
ser boca de barco, lengua de velas, risa de cantina
no tengo a nadie para dar explicaciones
y no hay nadie a quien se las quiera dar
no cambié, pero estoy en ello =)

Y hablemos de banalidades: ¿Nosotros?
¿el barco averiado, hierro fundido, el que está hundido
por donde sigue filtrando agua salada,
por donde se te ahogó la paciencia, a mi el esperar?
recordar es vivir y es que el escozor también se disfruta ¿no?

Callemos como siempre todo aquello que no se pudo mencionar
que si eso no fue ayer ahora no es el mejor momento
esta reunión tiene cronometro y fecha de vencimiento.
Ahora es para mostrarnos insensibles, que emerjan los sarcasmos,
y nada de reproches, podemos hacer lo que queramos
porque soy y eres: mujer libre.

Quiero y lo niego, y tú, niega que me quieres si es que puedes
y no reconozcamos esta felicidad de volver a vernos.

Pequeñas adultas, crías ilusas.
Bull